Se produjo un error en este gadget.

sábado, diciembre 22, 2007

Pablo Pozo, ciego de mierda, éste también es un penal clarísimo